Campaña Antártica 1976-1977

El componente Naval era comandado por el capitán de navío Isidoro Paradelo y comprendía:

Rompehielos ARA “General San Martín” bajo el mando del capitán de fragata Alberto L. Padilla.

Transporte ARA “Bahía Aguirre” comandado por el capitán de fragata César Trombetta.  Tenía embarcado a la sección Servicio de Playa compuesto por un suboficial, cuatro cabos y treinta y seis conscriptos todos ala mando del teniente de corbeta IM Luis E. Gobby.

Buque desembarco Dique ARA “Cándido de Lasala” al mando del capitán de fragata Gustavo R. Grunschlager.

Aviso ARA “Gurruchaga” comandado por el capitán de corbeta Carlos A. Coli.

Grupo Aeronaval Embarcado, compuesto por 3 helicópteros AI-03 Alouette al mando de los tenientes de fragata AV. Nav. Omar R. Buzón para la operación Sol y Jorge E. Rodríguez  y Juan A. Alomar para las segunda y tercera etapas respectivamente.

Unidad de Tareas del SHN.

Dotaciones embarcadas de los Destacamentos Orcadas, Petrel y la estación científica Sol.

Primera etapa rompehielos y transporte

Ambos buques zarparon el día mencionado rumbo a Ushuaia adonde arribaron el 27 y 28 respectivamente, permaneciendo en ese puerto embarcando materiales que se habían depositado en el galpón de alistamiento en el previaje del "San Martín", y completando combustible, agua y víveres. Los helicópteros navales fueron desembarcados para mantenimiento y luego reembarcados el 2H-2 en el rompehielos y el 2H-9 en el transporte. El último día de octubre zarparon para dar comienzo a la operación Sol, al pasar por Orcadas permanecieron esperando condiciones glaciológicas favorables y luego continuaron efectuando navegación loxodrómica hacia las islas Thule de las Sandwich del Sur.

El 2 de noviembre, durante esa navegación se declaró en la bodega Nº2 del rompehielos un incendio que obligó a inundarla, a partir de ese accidente el personal trabajo en turnos de 8 X 8

para achicarla, remover, recuperar y redistribuir los materiales allí depositados. El día 4 encontraron el pac en lat. 59º y long. 50º 37', el que contornearon navegando con el transporte situado a 500 mts a popa. Al día siguiente efectuaron un vuelo de exploración detectando un paso en el lado oeste de las islas Blanco, Bellingshausen y Thule del Sur.

El día 6 en campo de hielo de 7 / 8 décimos le pasaron remolque al transporte, cortándose el mismo en dos oportunidades y por la tarde ingresaron en el golfo Cráter de la isla Morrel, donde permanecieron al garete por no haber fondeaderos y con hielos de 1 / 2 décimos. Finalmente el 7 de noviembre comenzaron la descarga de materiales, combustible y víveres, con 3 helicópteros y 5 lanchas EDPV a la vez para aprovechar el buen tiempo y condiciones de playa adecuadas. Mientras esto ocurría el rompehielos embicado en el hielo por el través de la roca Twicther efectuó el relevamiento expeditivo con apoyo satelital, realizando sondajes en los pasos norte y sur y tomando fotografías de ellos, del golfo y rocas. Conjuntamente con el transporte y el apoyo de teodolitos en tierra, tomaron ángulos horizontales, marcaciones y distancias de radar a puntos notables de la costa.

 Las tareas de descarga continuaron al día siguiente y se instalaron y habilitaron 2 balizas, una luminosa sobre la punta Hewison en la península Corbeta Uruguay y otra ciega en Punta Herd.

Con los helicópteros realizaron vuelos a baja altura para detectar bajofondos en forma visual. El 16 de noviembre, finalizaron la descarga y dejando al personal del destacamento que continuara las construcciones, ambas unidades emprendieron el regreso hacia la Isla Orcadas.

 Durante la navegación encontraron condiciones glaciológicas similares con el pack desplazado hacia el norte, atravesando campos de hielo de 6 a 8 décimos con el transporte ubicado siempre a popa del rompehielos entre 150 y 500 mts de distancia, pero al día siguiente el campo fue de 9 décimos por lo que debieron permanecer al garete, mientras se efectuaban vuelos de exploración en busca de aguas libres. El día 19 arribaron a Orcadas fondeando en la bahía Scotia comenzando la descarga para el reaprovisionamiento del destacamento. Mientras el transporte permanecía en esta maniobra, el rompehielos efectuó toponimia y fotografías de la bahía y accidentes vecinos.

 El 21 finalizaron las tareas de reabastecimiento y ambos buques zarparon, separándose sus derrotas. El rompehielos zarpó para hacer toponimia en el cabo Burn Murdoch regresando por la noche al fondeadero. El transporte zarpó rumbo a Ushuaia donde arribó el 23 de ese mes, dando por terminada su etapa.

El 22, el rompehielos zarpó de Orcadas hacia las islas Graptolite y Signy, efectuando tareas toponímicas y una visita a la base inglesa de esa isla, la que fue retribuida por el personal de esa base. Al día siguiente, zarpó con rumbo a Esperanza donde arribaron el día 24 y permaneciendo al garete desembarcaron personal de relevo de la base.

Buque Desembarco Dique

 Para comprender la operación de desembarco de los materiales en Marambio, único destino de este buque, se relata su navegación hasta esa zona. El 9 de noviembre zarpó de Buenos Aires hacia Puerto Belgrano, donde amarró el 11. Luego de completar algunas reparaciones menores y embarcar materiales y combustible, zarpó el 16 nuevamente hacia Ushuaia con 2 helicópteros de la FAA, un S-61 R, el H-72 y un UH-1H, el H-16.

Llegó al puerto del sur el día 21, donde desembarcó carga y embarcó agua y combustible. Al día siguiente zarpó hacia Marambio, arribando el 25 e iniciando las operaciones de reabastecimiento. Allí de acuerdo al Plan Acrux, se reunieron el rompehielos y el BDD para efectuar esa operación y la descarga de las partes de pista faltantes.

 El 28 de noviembre determinaron la existencia de un rumbo de 50 cm. de longitud en un tanque de combustible, a la altura de la cuaderna 34, apenas debajo de la línea de flotación y a unos 18 mts del comienzo del cintón de refuerzo, colocado por Tandanor en Buenos Aires. Se incomunicó el tanque y se reparó con un taparumbos. 

 El 1º de diciembre llegó por avión otro helicóptero de la FAA, el H-11 que se sumó a las operaciones, pero ese mismo día quedó sin servicio definitivamente el naval 2H-9, por rajadura de un aspa de su rotor principal por lo que fue embarcado en el BDD para su evacuación a Pto. Belgrano. Durante la descarga, el día 5 se accidentó el H-16, incendiándose y falleciendo sus tres tripulantes.

 Las condiciones meteorológicas, en general permitieron la operación de las aeronaves sin problemas, por lo cual el día 6 de diciembre, con sólo dos días y medio que no pudieron volar finalizaron la descarga de 1640 tn. de materiales. El 9 de diciembre el BDD zarpó hacia la isla Media Luna para descargar de materiales para el campamento de rescate del avión Neptune 2P-203, efectuado esto, al día siguiente zarpó hacia Ushuaia donde amarró el día 12. Luego de completar combustible y agua el 14 zarpó nuevamente hacia Puerto Belgrano, dando por terminada su misión, en la mitad del tiempo programado, habiendo desembarcado el 100% de los materiales. En la operación se navegaron casi 5000 millas.

 El rompehielos, mientras apoyaba al BDD, efectuó varias navegaciones en las bahías López de Bertodano y Pingüino, realizando tareas batimétricas. El 7 de diciembre se inauguraron dos balizas ciegas con los nombres del piloto y navegante del H-16 y al finalizar la descarga el 9 de diciembre, se dirigió a Melchior donde desembarcó a la dotación del destacamento y personal para su reparación y mantenimiento. Durante la permanencia efectuaron también tareas toponímicas en isla Gand y canal Murature.

 El 10 de diciembre por la tarde hicieron un breve viaje a la Base Brown, donde efectuaron su reabastecimiento con varios viajes de lanchas. El 12 zarpó de regreso a Melchior navegando por los canales Trinquete y Argentino; la intención de visitar la base norteamericana Palmer, quedó trunca debido al estado glaciológico que no lo permitió, tomando entonces el Gerlache y luego de pasar por puerto Neko y canal Errera, fondearon nuevamente en Melchior. El 14 zarpó para tareas de inspección en Ensenada Ezcurra y el 15 emprendió el regreso a Ushuaia, donde se amarró el 17 de diciembre, finalizando su etapa.

Segunda etapa - Transporte

El "Bahía Aguirre", con un helicóptero Hughes 500 de la FAA embarcado, el H-30, inició el 27 de noviembre la segunda etapa con rumbo a la caleta Potter, donde fondeó a los tres días, y luego de desembarcar personal del destacamento, Batallón de Construcciones, y materiales continuó a la isla Media Luna, donde realizó la misma operación y tareas de balizamiento. Luego, al día siguiente 2 de diciembre siguieron su derrota a Petrel, Esperanza y regresaron el 6 a la isla Media Luna. El 7 de diciembre llegó a Marambio, donde apoyado por el rompehielos, y habiendo finalizado el BDD su descarga, procedió a descargar con los helicópteros libres, tal como había sido recomendado en la campaña del año anterior. El día 9, a popa del "San Martín", zarpó rumbo a Petrel, donde continuó con el reabastecimiento, pasando en los días sucesivos nuevamente por Esperanza y Potter. El 11 de diciembre puso rumbo al Destacamento Orcadas donde fondeó el día 13. Luego de efectuar el reabastecimiento y balizamiento en la zona, emprendió el 14 de diciembre su regreso a Ushuaia donde amarró el día 17.

Rompehielos y aviso

Entre el 20 y el 30 de diciembre el rompehielos procedió a la carga de materiales, combustible y repuestos para los helicópteros. Los aparatos embarcados fueron el H-11 de la FAA y el AE-451 del EA. También se aprovechó este lapso para que parte de la dotación volara a continente para pasar as tradicionales fiestas.

 El 4 de enero zarpó hacia la isla Media Luna, arribando el 6 de enero con el objeto de establecer el campamento para el rescate de los cadáveres del avión Neptune. Mientras esto se realizaba, el buque se destacó a continuar sus tareas de reabastecimiento en la Base Brown, donde el día 7 de enero descargó materiales y víveres frescos. Desde allí puso rumbo al Islote Casabianca para desembarcar un grupo de geólogos de la DNA y víveres para los mismos. Luego regresó al Destacamento Melchior para inspeccionar las tareas de reparación y descargar elementos necesarios para su continuación.

 El 8 de enero continuó viaje a la Base Esperanza, desembarcando personal científico y pasando por Petrel, pero no pudo entrar a la rada por el estado de los hielos y dirigiéndose a caleta Potter, donde fondeó el 9. Al día siguiente, también fondeó el buque de turismo de bandera panameña "Linblad Explorer", efectuándose un intercambio de turistas y oficiales. Ese mismo día el rompehielos regresó a la isla Media Luna para continuar las tareas de rescate.

El 11 de enero, comenzaron los vuelos de helicópteros para establecer un campamento base en el cerro Barnard situado a una altura a mitad de camino del lugar donde se encontraban los restos del avión, para que operara el grupo de andinistas del EA, que efectuaría el rescate. Luego de un primer vuelo el AE-451, que había dejado parte de los materiales y la mitad del personal, al decolar sufrió el piloto emblanquecimiento por lo que perdió toda visibilidad y se estrelló contra la ladera de la montaña. Al perderse contacto con ese aparato, decoló el H-11 quien confirmó el accidente y debió regresar al buque por malas condiciones meteorológicas y blanqueo. Las comunicaciones con el grupo de avanzada se cortaron por empeoramiento del tiempo y al día siguiente, nuevamente decoló el H-11, reportando la muerte de sus tres tripulantes. A partir de ese momento se desató un temporal de viento y nieve que paralizó las operaciones de vuelo y el grupo de avanzada debió permanecer en una tienda de campaña, que fue tapada por la nieve, impidiéndoles cualquier movimiento.

El día 16 de enero y luego que mejoraran las condiciones meteorológicas, se procedió a rescatar los cuerpos de los tripulantes fallecidos, y a hacer regresar al grupo de avanzada que habían quedado aislados en el campamento base, tomándose la decisión de no ejecutar las tareas de rescate del avión, ya que se habían perdido tres vidas más, con el peligro latente de que hubiera más accidentes, por las duras condiciones que se producían en la altura. Por otra parte ya se había comprobado con vuelos anteriores que el avión se hallaba enterrado unos 5 mts en el hielo, lo que haría extremadamente difícil la recuperación de los cuerpos.

 Esa misma noche, se velaron los cuerpos de los tripulantes del AE-451 y al día siguiente luego de efectuar una ceremonia en su memoria se trasladaron los cuerpos al aviso ARA "Gurruchaga", para ser conducidos a Ushuaia.

 Habiendo dada por finalizada esta tarea de rescate, sin lograr su cumplimento, el 18 de enero el "San Martín" inició su derrota de penetración al mar de Weddell, con el H-11 de la FAA y el 2H-2 naval, el que permanecía sin servicio por haberse comprobado cambio de coloración en el aceite. El estado glaciológico favorable le permitió avanzar bastante libre de hielos. El 21 de enero recalaron en la barrera de hielo Filchner a 150 millas al este del cabo conscripto Dalmazo, continuando la navegación sin la utilización de helicóptero, en campos de diversas densidades, y realizando el perfil de la barrera apoyándose en la situación satelital.

 El 24 de enero arribaron a la Base Belgrano donde se amarraron sin inconvenientes comenzando la descarga de materiales. Al verificar el rotor de cola del 2H-2 se le encontró una fisura en la raíz de la pala, quedando definitivamente sin servicios, requiriendo repuestos a la Base Espora para que fuera remitido a Ushuaia. El día 26 zarpó con la intención de efectuar una visita a la base rusa Drhuznaya, pero las condiciones del campo de hielo le impidieron llegar y regresó a Belgrano. El 28 utilizando un helicóptero ruso de esa base, realizaron el reconocimiento de la isla Berkner. Por la tarde se abandonó la base Argentina dirigiéndose a la Inglesa Halley Bay. En la derrota embicaron en la boca de la bahía Vashel efectuando el reconocimiento del perfil de la misma y un vuelo de reconocimiento con el H-11 de los Nunataks Bertrab y Molke. Al día siguiente gareteando frente al cabo Dalmazo, se reunió con el buque de bandera noruega "Polar Cirkel" recibiendo un oceanógrafo de la DNA, que se hallaba embarcado en el buque extranjero, y oficiales del rompehielos efectuaron una visita a la Base Inglesa y personal de la misma la retribuyó.

 El 30 de enero zarpó con rumbo a la isla Morrell, donde se estaban construyendo las instalaciones de la estación Sol, que ya había sido bautizada como Estación Científica Corbeta Uruguay. Durante la navegación las condiciones del hielo fueron las mismas que a la ida, lo que permitió arribar el 1º de febrero a esa base para descargar agua y víveres e inspeccionar las obras. El día 3 de febrero zarpó nuevamente esta vez con rumbo a Ushuaia, recalando en la derrota en Orcadas y arribando al puerto fueguino el 8 de ese mes.

 El "Gurruchaga", que había zarpado desde su apostadero de Puerto Belgrano, el 3 de enero arribó a Ushuaia el día 7. Volvió a zarpar el 11 de enero, hacia la Antártida, donde llegó 2 días después a la isla Media Luna y se reunió con el rompehielos, para recibir carga. El día 12 partió a la caleta Potter, donde permaneció hasta el 15 de enero, aguantado al ancla y con máquinas adelante un temporal de 35 nudos de viento. Finalizado éste, regresó a la isla Media Luna para participar de la maniobra de traslado de los restos de los tripulantes del helicóptero AE-451 fallecidos en el Monte Barnard al tratar de llegar a  los restos del avión 2 P-103. Ellos eran el teniente primero D. Mario García, el teniente D. Alejandro Merani y el sargento Luis Segura los que fueron acondicionados convenientemente para su traslado a Ushuaia. Para le cruce del Drake, había aviso de temporal, por lo que el comandante del aviso se apersonó al COCOANTAR, para pedirle autorización para demorar el cruce, a la espera del pasaje del frente, para evitar sufrimiento a la dotación y averías en el buque pero el mismo le contestó que los familiares de los fallecidos se hallaban en Ushuaia desde hacía varios días, por lo que por respeto a ellos, no se podía demorar más la llegada ese puerto y era necesario hacer entrega de los restos a sus familias, lo más rápido posible.

 Tonada la decisión, el 17 de enero zarpó el aviso y como estaba previsto debió correr un temporal con viento de 35 nudos que lo hizo rolar fuertemente, pero el 20 arribó a Ushuaia, cumpliendo con la misión encomendada.

 Durante el cruce del Drake, se produjo una anécdota protagonizada por un capitán del EA, que acompañaba los restos de los camaradas fallecidos, andinista y que ostentaba el Cóndor de Plata, por haber escalado en varias oportunidades el Aconcagua, pero ante los rolidos del buque y el mareo que lo aquejaba, ponía en duda que el mismo arribara a Ushuaia, pensando que se iba a hundir. El comando y la Plana Mayor trataban de convencerlo que eso no iba a ocurrir y que para todos los de la ARA era más sencillo, aguantar un temporal que escalar el Aconcagua a lo que el oficial estaba acostumbrado.

 Luego de reabastecerse, al día siguiente, volvió a zarpar hacia el sur arribando al Destacamento Melchior el 23 y luego de efectuar la descarga de materiales, zarpó hacia el canal  Scholaert y Gerlache para realizar tareas de balizamiento el 24 y el 25 de enero. Al día siguiente fondeó en puerto Mikkelsen con el mismo fin, luego continuó en puerto Paraíso y el día 27 entró a Decepción, para trabajos en las balizas de esa isla que le demandaron 3 días, zarpando el 30 de enero para fondear en la isla Media Luna.

 Las tareas de balizamiento continuaron ese mismo día en la roca Escarceo, y el 31 en la Roca Tu, finalizando el día fondeando al este de punta Loma. Ya en el mes de febrero, el 1ro. se dirigió a las caletas Ardley y Mariana y a la noche fondeó nuevamente en caleta Potter. El día 3 fue al estrecho Nelson, para trabajar en el faro Martín Güemes y por la tarde se fondeó en caleta Armonía; al día siguiente llegó a rada Petrel y el 5 regresó a Potter. El 6 de febrero zarpó de regreso a Ushuaia, arribando el 8 y finalizando su etapa.

Tercera etapa

El ARA "Bahía Aguirre", que había permanecido en Ushuaia desde el 17 de diciembre también otorgó algunos días de licencia a su tripulación y el 11 de enero zarpó nuevamente hacia la Antártida llegando el 14 a la isla Media Luna, donde se reunió con el ARA "San Martín" y el ARA "Gurruchaga" en la frustrada operación de rescate de los tripulantes del Neptune, y cuando ésta quedó definitivamente anulada, se dirigió a la isla Morrel, trasladando más carga. Allí permaneció entre el 21 y el 23 de enero y luego se dirigió a Orcadas, donde llegó el 25 y permaneció hasta el día siguiente en que regresó a Media Luna para descarga de materiales. Luego continuó con el mismo fin a Potter, arribando el 28 de enero. Realizadas las maniobras de carga y descarga, continuó en sucesivas oportunidades pasando por caleta Dorian, donde evacuó personal de la DNA, la Base Brown el último día de enero, a la que reabasteció nuevamente, y luego por los destacamentos Melchior y Decepción efectuando tareas de balizamiento en estos dos últimos.

 Finalmente el 2 de febrero emprendió regreso a Ushuaia arribando el 4 y finalizando lo que para este buque había resultado la 3ra. etapa.

 El ARA "San Martín", luego de cargar y descargar materiales, completar combustible y agua, zarpó en su última etapa el 17 de febrero con 2 helicópteros del EA, con indicativos AE-420 y 422, luego de esperar varios días que hubiera buen tiempo. El 19 recalaron en isla Smith y cuando se disponían a poner rumbo a cabo Primavera, tuvo una avería en un cojinete del motor de estribor, por lo que cambiaron rumbo para navegar sin rolido y navegando con un solo motor. Solucionado el inconveniente, fondearon a la tarde frente a caleta Brialmont, en cercanías del Refugio Naval Cobett, donde las autoridades del EA decidieron instalar una nueva base, por lo que el 20 comenzaron la descarga de los materiales para esos fines. El 23 de febrero, zarpó con destino a la Base Brown, donde fondearon a la tarde y desembarcaron el DNA, para inspección de esa base.

El día 24 zarpó con destino a la isla Alejandro I, a efectos de reconocer la zona para la instalación de una nueva base. El 25 estuvo gareteando frente al cabo Ruso, y descubrieron un islote no cartografiado, por lo que desembarcaron una comisión para tomar posesión del mismo en nombre del gobierno argentino. Al día siguiente continuaron navegando en la zona con mala visibilidad y realizando el perfil de la barrera, con la posición satelital, descubriendo otro islote de las mismas características del anterior y efectuaron la correspondiente comunicación al SHN. Por la tarde en proximidades del cabo Lazarau, decoló un helicóptero para inspeccionar la zona y comprobando una total ineptitud para la instalación de un refugio, debido a la gran actividad de glaciares y grietas del lugar. El 27 de febrero cayó al norte con destino a la Base San Martín, donde  llegaron por la tarde fondeando en proximidades del Islote Barry y comenzando de inmediato las operaciones de reabastecimiento.

 El 1º de marzo, debido a un temporal, el buque garreó y debieron zarpar para navegar en cercanías de las islas Millerand y Neny, aprovechando la ocasión para realizar sondajes en la zona y la reubicación satelital de islas e islotes. Amainando el viento, regresó a fondear frente a la base y continuó la descarga hasta la tarde, cuando finalizó la maniobra, zarpando hacia la isla Herradura para inspección del refugio allí instalado.

 El 3 de marzo se dirigió a la Base Inglesa Rothera de la isla Belgrano, donde realizaron visitas a la base y a los buques  HMS "Endurance" y HMS "Brandsfield" que se hallaban trabajando en la zona. Al día siguiente zarpó para realizar una serie de tareas de balizamiento e inspección en el cabo Bellue, la isla Watkins, y el cabo Ferin. El 5 se fueron a islas Argentinas, donde fondearon en cercanías de la base inglesa  efectuando por la mañana una visita a esa base.

 Mientras tanto, con helicóptero realizaron tareas de balizamiento en la zona. Por la tarde zarpó hacia la Base Palmer, navegando por los canales Le Maire y Bismark y fondeado frente a la misma para realizar también una visita. 

 Al día siguiente, 7 de marzo, continuó la navegación hacia la isla Doumer, para inspeccionar el refugio de bahía Dorian y visitaron puerto Lockroy, realizaron tareas en bahía Faro y luego inspeccionaron el Destacamento Melchior, finalizando el día fondeando nuevamente en Cabo Primavera, para completar la descarga de materiales y construir una nueva baliza ciega en el islote Mar.

 El 9 de marzo zarpó con destino a la bahía Luna, donde fondearon al día siguiente y en reunión con el "Bahía Aguirre" le trasladaron al personal del EA, a efectos de su evacuación a Buenos Aires. Finalizada esta maniobra, previo pasaje por caleta Menguante, para rendir homenaje a los tripulantes del helicóptero AE-451, se dirigió a caleta Potter, fondeando a la tarde, para inspeccionar las instalaciones del refugio Teniente Jubany y evacuar materiales sobrantes. El 11 de ese mes zarpó hacia la Ensenada Ezcurra, donde se estaba levantando la base polaca Arctowski, apoyada por e buque de la misma nacionalidad "Dalmor", los que fueron visitados por una comisión del rompehielos. 

 Al día siguiente, continuando con las visitas a las bases extranjeras, zarpó hacia la caleta Arley para hacerlo en la chilena Frei y la rusa Bellingshausen, y recibiendo a bordo retribuciones del personal de las mismas, los que por empeoramiento del tiempo, debieron pernoctar esa noche a bordo. Por la tarde, desembarcada las visitas, zarpó hacia las islas Orcadas, pero en la derrota se les produjo una avería en el cojinete del motor de estribor debiendo tomar fondeadero en caleta Potter. Solucionado el inconveniente, el 14 de marzo continuaron hacia el destacamento de destino, llegando el 15, para descargar materiales faltantes, y por la tarde continuó viaje a la base "Corbeta Uruguay" donde llegó el 17, inaugurándola al día siguiente.

 Se había tomado la decisión de, una vez finalizados los trabajos de construcción, clausurarla y evacuar a la dotación hasta la próxima campaña. Realizada esta maniobra a última hora, zarpó con rumbo directo a Buenos Aires, ciudad a la que llegó el 24 de marzo, finalizando la campaña de 150 días de duración y habiendo navegado 22000 millas.

 El ARA "Gurruchaga" permaneció en Ushuaia hasta el 15 de febrero, zarpando para continuar sus tareas, la mayoría de ellas de balizamiento e inspección de refugios, rumbo a puerto paraíso. Luego de pasar por allí, el día 19 fondeó en Bahía Dorian y el 20 estuvo trabajando en proximidades de la baliza Errera. Al día siguiente estuvo trabajando en la isla Petterman y continuando la derrota por el estrecho Penola y canal Francés llegó a los islotes Roschild.

 En los días siguientes continuó las tareas en proximidades del cabo Errera y al sur de la isla Observatorio, fondeando el 22 en Melchior pero por la noche tuvo que zarpar por la presencia de un témpano grande, que se dirigía hacia el buque, permaneciendo al garete a la espera de mejores condiciones. Luego puso rumbo a la caleta Brialmont, donde estuvo fondeado el 23 de febrero, continuando con los mismos trabajos en las balizas. El día 24 regresó a Potter y efectuó un trabajo de sondajes en la playa del destacamento Jubany, con el objeto de completar los estudios pendientes de instalación de un muelle, construcción que se venía posponiendo en los últimos años y que aún continúa sin concretarse.

 Finalizado el sondaje, el 28 de febrero zarpó para la bahía Don Samuel y el cabo Fosatti y el 2 de marzo fue a Ensenada Ezcurra, donde confirmaron la erección de la base polaca Artowski, y por la noche regresó a Potter. El 3 de marzo, con las tareas ya terminadas, fue comisionado a la rada Petrel, para reunirse con el transporte, a los fines de entregar un repuesto, navegando ya en esa zona entre escombros, por lo que cumplida la tarea, el día 4 abandonó rápidamente la zona, en previsión de que el hielo comenzara a consolidarse, y atravesando el estrecho Nelson, puso rumbo a Ushuaia, donde llegó el 5 de marzo. Al día siguiente zarpó nuevamente hacia el norte, a la base de puerto Belgrano, amarrándose el 10 de marzo con 8500 millas de navegación en la campaña.

Cuarta Etapa - Transporte

 Después de varios días de permanencia en el puerto fueguino, el buque zarpó con el helicóptero naval 2H-2 a bordo, el 15 de febrero para realizar el reabastecimiento final de varios destinos y evacuar al personal que no invernaría en la Antártida. Para ello, pasó primero el 18 por Orcadas, luego por la isla Morrell para colaborar durante 5 días con las tareas de construcción y habilitación; El 26 de ese mes continuó su derrota a Petrel, donde llegó el 3 de marzo y zarpó el 4. Durante las operaciones se emulsionó nuevamente el aceite del 2-H2, por lo que quedó fuera de servicio. Luego el buque continuó con las mismas tareas en Esperanza, Brown, Melchior, Cámara y Potter, finalizando el 11 de marzo. Desde allí zarpó para su entrada final a Ushuaia el 13 de marzo. En ese puerto descargó materiales y el 15 continuó su viaje de retorno a Buenos Aires pasando por puerto Belgrano el 19 para descarga de materiales y el helicóptero averiado, e ingresando en le destino final el 21 de marzo con 14000 millas más en su corredera.

Helicópteros

Los aparatos, en esta campaña intervinieron en muchas operaciones y también rindieron su tributo, por la pérdida de 2 y averías en varios de ellos. Sin embargo ésta fue la campaña donde un mayor número operó, realizando un sinnúmero de operaciones que de otra manera no se hubieran podido efectuar, o que hubieran demandado un mayor esfuerzo en el uso de lanchas y tiempo del personal. Como resumen el dato final fue que se efectuaron 3596 vuelos, con 507 horas.

 Los helicópteros de la FAA volaron en la primera etapa para la operación Sol 13 horas, para la descarga en Marambio 241, y en la isla Livingston casi 4 horas. En esta misma operación en la segunda etapa se utilizaron otra 13 horas. Los del EA en todas las etapas operaron algo más de 50 horas y los navales pasaron las 180 horas de vuelo.

Fuente: la Armada Argentina en la Antártida, Campañas Navales Antárticas 1960-1980. Fuerza Naval Antártica-Armada Argentina, Capitán de Navío (R) Carlos Alberto Coli 

Volver